Liceo Francés

lunes, 16 de marzo de 2020

#Nosquedamosencasa. ¿Una partida?

Una de las ventajas que tenemos en casa es que somos muy jugones. Nos chiflan los juegos de mesa, y si son en familia mejor. Dada la variedad de edades (de 7 a 13), procuramos adaptarnos, aunque la pequeña empezó jugando con alguno de nosotros y ahora ya es capaz de jugar sola sin apenas ayuda (eso sí, las estrategias a veces aún dejan que desear...).




Así que hoy lo que os proponemos son juegos de mesa. Incluimos tanto de estrategia como de cartas. Un breve recorrido por algunos que seguro que ya conocéis hasta alguno que a lo mejor os descubrimos hoy. ¡Comenzamos!

-Aventureros al tren. Un gran juego, para pasar un rato largo. Se trata de ir construyendo vías de tren para conectar diferentes ciudades. Cada jugador debe completar recorridos diferentes, pero ¡cuidado! porque tus contrincantes también querrán utilizar esos tramos de vías. Está recomendado para niños a partir de 8 años y recibió el prestigioso premio Spiel des Jahres (Juego del Año en alemán) en 2004. Hace tiempo escribimos una reseña y la podéis leer aquí.


-Carcassone. Un clásico total. En casa tenemos la edición que sacaron Carcassone Plus 2014, con varias ampliaciones. El objetivo es ir construyendo entre todos un tablero-puzzle con caminos, poblaciones, monasterios, campos... ¡Muy, muy entretenido!


-Catan. Otro clásico de los últimos años. Se trata de colonizar una isla. Los jugadores deben construir pueblos, establecer rutas comerciales... Debéis combinar estrategia, astucia y capacidad para negociar.



-Agrícola. Uno de nuestros favoritos. Nos situamos en la Europa del siglo XVII. Cada jugador tiene que trabajar su granja y mantenerla. Para ello en cada ronda del juego deberá tomar decisiones que afectarán a su futuro: ¿arar un campo? ¿sembrar hortalizas? ¿adquirir una vaca? Está indicado para mayores de 12 años, pero con un poco de ayuda los más pequeños también pueden jugar sin problema. Podéis leer nuestra reseña aquí.



-The Game of Life. Triunfo total con mis hijas pequeñas. Un tablero y diferentes caminos para convertirte en lo que quieras: ¿qué estudiarán? ¿qué profesión elegirán? ¿tendrán hijos? Tendrán que tomar sus propias decisiones y hacer frente a los diferentes retos.
-Virus. ¡Que levante la mano quien no haya jugado a este adictivo juego! Un juego de cartas que ha hecho furor y que ya cuenta con una ampliación (es necesario tener la primera para poder jugar). Muy divertido y ahora muy recurrente.



-Piou Piou. Me lo recomendaron hace algún tiempo y en casa (y fuera de casa, porque siempre lo llevo en el bolso) hemos jugado mucho. Una dinámica muy sencilla: criar pollitos. Pero tus contrincantes podrán robarte los huevos si aún no han eclosionado (les encanta esa palabra). Es de la firma Djeco. ¡Super recomendable!



-Piratatak. Otro juego de cartas de Djeco. Cada jugador tiene que construir su propio barco, pero debe llevar cuidado con los piratas y los cañonazos. Está muy indicado para los más pequeños.



También tiene su versión con castillos y brujas con Diamoniak.



-Sushi Go. Juego de cartas para toda la familia. ¿Quién conseguirá la mejor puntuación preparando makis o nigiris? Partidas rápidas a partir de dos jugadores.



¿Y vosotros? ¿Estáis jugando esta cuarentena?